Servidores dedicados

Con un solo Servidor Dedicado conseguirá trabajar en cualquier parte del mundo de forma centralizada.

Controle su información, ajuste el coste.

Si necesita un Servidor Dedicado de alta disponibilidad, con amplio ancho de banda y cientos de GB de almacenamiento para una página web de alta demanda, aplicaciones de bases de datos, IoT, etc…, le ofreceremos una solución a medida que cumpla con todos los requerimientos, pero manteniendo los costes extremadamente bajos.

Lo que nos diferencia


Sus Servidores estarán alojados en uno o varios Centros de Datos, lo que supone ventajas enormes respecto al sistema tradicional, entre otras:

Seguridad física: inundaciones, incendios o robos en una oficina son por desgracia habituales, mientras que en un Centro de Datos existe siempre la posibilidad de duplicación de Servidores automática para casos de desastre y seguridad física de alto nivel.

Seguridad lógica: un ataque informático contra un Servidor local es técnicamente mucho más factible en tanto que, en principio, no se va a instalar una infraestructura de seguridad específica a cargo de personal cualificado. La Red de un Centro de Datos, por su propia construcción, es menos propensa a ataques continuados y puede contratarse la seguridad que se estime necesaria de manera sencilla.

Mejora de la productividad y seguridad

Con un solo Servidor Dedicado conseguirá que sus delegados y oficinas en cualquier parte del mundo trabajen de forma centralizada. Mantendrá el control de la información. Ello supondrá un enorme ahorro de costes con respecto al modelo actual y, sobre todo, que su Empresa se volverá enormemente competitiva al poder compartir la información de su negocio de forma segura y en tiempo real.

Dollarphotoclub 72360130


Velocidad y fiabilidad: si bien hoy en día con el acceso a Internet de alta velocidad en casas y oficinas podemos pensar que el ancho de banda ofrecido en los Servidores no es tan grande como hace unos años, lo cierto que es que el acceso del Servidor en el Centro de Datos está protegido por líneas redundantes y el ancho de banda soporta picos de demanda que triplican el contratado, de forma que ante cualquier incidencia es posible seguir accediendo al sistema, lo que en la práctica significa que es mucho más fiable que el que tengamos en local. Esto incide en el rendimiento de las aplicaciones instaladas en, al menos, la misma proporción.

Consumo de energía: se estima en un 80% menos el gasto en energía que un Centro de Datos de última generación emplea para dar servicio a máquinas similares a las instaladas localmente.

Facilidad de uso: para un administrador, poder controlar de forma remota desde cualquier parte y en cualquier momento un Servidor significa más y mejor atención al usuario, lo que no es posible si ha de desplazarse al lugar de instalación de dicho Servidor ante una incidencia. A su vez, los usuarios podrán trabajar desde cualquier parte del mundo, a cualquier hora, y con la misma facilidad que desde la oficina. Esto implica menores costes de explotación y aumento significativo de la productividad.

Coste de adquisición: la adquisición y el mantenimiento de Servidores en la propia oficina supone siempre un coste nada despreciable, incluso el lugar donde se instala un Servidor debe ser el adecuado, siendo necesario habilitar un espacio físico importante en una oficina, con su coste correspondiente de mantenimiento. Esto dejará de ser un problema al contratar un Servidor Online, puesto que nos bastará con tener un acceso a Internet para poder trabajar, a cualquier hora.

Atención a incidencias: cuando un Servidor Físico falla suele ser necesario que el técnico se desplace, implicando un tiempo de parada adicional. Si a eso añadimos una posible avería física, el tiempo de parada podrá ser de días o semanas, lo que es impensable en los Sistemas Virtualizados.

Obsolescencia: al pagar una cuota por un servicio en un Centro de Datos nos estamos garantizando que siempre, mediante una migración relativamente sencilla (desde luego mucho más que hacerla en una oficina), podremos mantener el Sistema totalmente actualizado, satisfaciendo las necesidades presentes y futuras con un coste fijo mensual definido desde el primer día.

Control del Gasto: la cuota fija que se paga mensualmente por el Servidor Dedicado incluye todo lo necesario para que pueda usarse sin preocupaciones, incluyendo todo el tiempo requerido para solucionar cualquier incidencia por parte de los técnicos, los costes de consumo energético o la salvaguarda continuada de los datos.

Virtualización: usando tecnologías avanzadas ofrecemos la creación de los Servidores Virtuales que necesite para atender distintas funciones y a un coste inferior a los Servidores Dedicados, pero asegurando los recursos contratados. Esta solución le permitirá crecer cuando sea necesario sin obligarle a invertir en máquinas o hacer configuraciones nuevas, tan fácil como dar la orden de ampliación de recursos. De esta forma los recursos por los que se pagan en cada momento son los que se necesitan, sin sobrecostes.

Podrá, usando varios Servidores Dedicados, disponer de un Sistema de Gestión accesible a sus empleados y clientes, tener su propio Sitio Web conectado e independiente de ningún proveedor, construir su propio Internet privado (Intranet), gestionar su negocio desde cualquier parte del mundo, reducir costes de mantenimiento, etc.

Si nos confía su proyecto le ofreceremos una solución a medida, incluyendo la instalación y configuración de todo lo necesario para que el Sistema sea útil y de bajo coste. Podemos, simplemente, unir todas sus oficinas en un Sistema Informático que funcione como un todo, dotando a su Empresa de la flexibilidad que necesita para su negocio. Lo haremos, además, de forma económica.